Cesacionismo vs Continuismo/El error de los extremos.

vsPor: Charles Leiter.
Traducción: Nancy Violeta Velez.

A través de la larga historia de la iglesia cristiana una de las tácticas más exitosas de Satanás ha sido el uso de extremos. Esto es especialmente cierto con respecto a la obra del Espíritu Santo. Una rama del Cristianismo profesante ha llevado una posición extrema, no bíblica, o incluso fanática con respecto a la obra del Espíritu Santo, y otra rama reacciona con una posición opuesta, igualmente extrema y anti-bíblica. Huelga decir que en ambos lados la Biblia se somete a interpretaciones antinaturales y contorsionadas con el fin de “demostrar” estas posiciones, ya que no han surgido de estudio imparcial de las Escrituras, sino en el calor de la reacción a los abusos del extremo opuesto.

Abundan las ilustraciones, tanto en la historia de la iglesia y en nuestros días. Por cada carismático que enseña que las lenguas son “la única y verdadera evidencia del bautismo en el Espíritu Santo,” hay alguien en el campo opuesto que sostiene rotundamente que el bautismo en el Espíritu Santo “no es vivencial .” Por un lado están los que crédulamente aceptan a cualquiera que asegura un milagro como una “gran obra de Dios”, por el otro están los que niegan los milagros de hoy en día por completo. Algunos ven demonios en todo; y otros no los ven en ninguna parte. Algunos dicen que los dones sobrenaturales del Espíritu Santo estaban destinados a operar en la iglesia local en el periodo de tiempo de los apóstoles; otros sostienen que ningún don sobrenatural del Espíritu Santo fue creado para ser manifiesto en la iglesia local o en ningún período del tiempo transcurrido desde los apóstoles.

En este escenario, Satanás ganará en ambas maneras. En el grupo uno, los eventos más grotescos y fanáticos se hacen pasar como la obra del Espíritu Santo; en el otro, los hombres retroceden con horror y niegan los dones milagrosos del Espíritu Santo por completo. De cualquier manera, la obra del Espíritu Santo es parcialmente desacreditada, y los hombres son engañados en la formulación de sus posiciones doctrinales en respuesta a los errores introducidos por el diablo, no en los términos que la Biblia misma establece .

Con respecto a la cuestión de la continuidad o cese de los milagros, los dones milagrosos del Espíritu Santo, etc, las mismas Escrituras no llevan a ninguna de las posiciones extremas expuestas anteriormente . Dos directrices generales dan el marco básico para la comprensión bíblica de este artículo:

I. Una manifestación general, sensación de plenitud, y la manifestación del Espíritu Santo y sus dones caracteriza a toda la era de la iglesia desde Pentecostés hasta la Segunda Venida.

1 .Hechos 2:16-21 (Joel 2:28-32 ) “Esto es lo dicho por el profeta Joel : ‘ Y será en los postreros días , dice Dios,’ que yo derramaré mi espíritu sobre TODA LA HUMANIDAD; Y vuestros hijos y vuestras hijas profetizarán, VUESTROS JOVENES VERAN VISIONES , Y VUESTROS ANCIANOS soñarán sueños; INCLUSO EN MIS siervos, tanto hombres como mujeres, YO EN ESOS DIAS DERRAMARE DE MI ESPÍRITU y profetizarán. Y le daré prodigios en el cielo arriba y señales abajo en la tierra, sangre y fuego y vapor de humo. El sol se convertirá en tinieblas, Y la luna en sangre, antes del día grande y glorioso DEL SEÑOR VENDRÁ. Y será que, para que todo aquel que invocare el nombre del Señor será salvo.” Aquí Pedro cita la profecía de Joel con respecto a la manifestación del Espíritu Santo que caracterizará los “últimos días. ” Es claro en este pasaje, así como muchas otras Escrituras del Nuevo Testamento, que el término “últimos días” se refiere a toda la era de la iglesia. Joel prevé un período de tiempo, que continuará hasta la segunda venida (“el día grande y glorioso del Señor”). Este período de tiempo es idéntico con el periodo en el que “todo aquel que invocare el nombre del Señor, será salvo” ( v. 21 ) -es decir, toda la era de la iglesia. Pentecostés fue por lo tanto sólo el principio de cumplimiento de esta Escritura, que promete un derramamiento del Espíritu sobre “toda la humanidad”, profetizando “hijos e hijas”, visiones, sueños, etc -ninguno de los cuales se cumplió en el día de Pentecostés. Unos versículos más adelante ( v.33, 38-39 ) Pedro hace de nuevo muy claro que esta promesa de Joel se extiende, no sólo a los cristianos del primer siglo, sino a los cristianos de todas las generaciones – “todos los que están lejos, para tantos como el Señor nuestro Dios llamare” .

2 .1 Corintios 13:8-13 “El amor nunca deja de ser. Pero si hay dones de profecía, se acabarán; si hay lenguas, cesarán; si hay conocimiento, se acabará. Porque en parte conocemos, y en parte profetizamos; pero cuando venga lo perfecto, lo incompleto se acabará. Cuando yo era niño, hablaba como niño, pensaba como niño, razonaba como niño; pero cuando llegué a ser hombre, dejé las cosas de niño. Porque ahora vemos por un espejo, veladamente, pero entonces veremos cara a cara. Ahora conozco en parte, pero entonces conoceré plenamente, como he sido conocido. Y ahora permanecen la fe, la esperanza, el amor: estos tres; pero el mayor de ellos es el amor” .

Aquí el apóstol Pablo enseña específicamente que los dones sobrenaturales del Espíritu estarán presentes en la iglesia hasta la segunda venida de Cristo, cuando entonces cesarán . Este pasaje fue utilizado en varias ocasiones por los padres de la iglesia para demostrar este punto. La novedosa idea de que lo “perfecto” que está “cesando” se refiere al “canon del Nuevo Testamento” es de reciente invención y ni siquiera se les ocurrió a los grandes comentaristas del pasado, ¡mucho menos al apóstol Pablo o a los corintios! Para cualquier lector que no está tratando de probar un punto, está claro que el ver “cara a cara” se refiere al encuentro personal ( Gen 32:20; Exo 33:11 ; Num 12:18; Dt 5:4; Jer 32 : 4 , 2 Cor 10:1; 2 Juan 12 , 3 Juan 14 ), y “conocer plenamente, al igual que también se nos ha conocido” se refiere a algo mucho más glorioso que tener un “un canon completo” ! ¿Estamos realmente preparados para decir que, en comparación con nosotros, el apóstol Pablo sólo “vio en un espejo, oscuramente” y sólo ” sabía en parte”?

3 .Efesios 4:11-13 “Y él mismo constituyó a unos, apóstoles, a otros profetas, a otros evangelistas, a otros pastores y maestros, a fin de perfeccionar a los santos para la obra del ministerio, para la edificación del cuerpo de Cristo, hasta que todos lleguemos a la unidad de la fe, y ” del conocimiento del Hijo de Dios, a un varón perfecto, a la medida de la estatura de la plenitud de Cristo . Es importante notar que en el pensamiento de Pablo, los dones sobrenaturales no son dados por Cristo a la iglesia principalmente para acreditar los apóstoles, sino a “la edificación del Cuerpo de Cristo.” Estos dones son distribuidos a “cada uno” (v. 7 -8) para la edificación de la iglesia, hasta que “lleguemos todos a la unidad de la fe y del conocimiento del Hijo de Dios” – a la “medida de la estatura de la plenitud de Cristo.” Es debería ser obvio que la iglesia no ha alcanzado esta perfección, ni va a lograrlo hasta que Cristo regrese. En otras palabras,este pasaje expone la misma verdad que 1 Corintios 13, que los dones funcionarán para la edificación del cuerpo de Cristo, hasta el día en que ya no son necesarios, y la iglesia se presenta a Cristo, “que no tuviese mancha ni arruga ni cosa semejante.” ( 05:27 )

4 .1 Tesalonicenses 5:16-24 “Estén siempre gozosos. Oren sin cesar. Den gracias en todo, porque ésta es la voluntad de Dios para ustedes en Cristo Jesús. No apaguen el Espíritu. No desprecien las profecías (los dones de profecías). Antes bien, examínenlo todo cuidadosamente, retengan lo bueno. Absténganse de toda forma (apariencia) de mal. Y que el mismo Dios de paz los santifique por completo; y que todo su ser, espíritu, alma y cuerpo, sea preservado irreprensible para la venida de nuestro Señor Jesucristo. Fiel es Aquél que los llama, el cual también lo hará” . Una vez más en este pasaje, vemos a Pablo instruye a la iglesia con respecto a “apagar el Espíritu” y “profecías”, en el mismo aliento que le asegura a ellos en relación con la segunda venida de Cristo! Es evidente que no había ningún pensamiento en su mente que los dones espirituales cesarían casi dos mil años antes del regreso de Cristo.

5 .1 Corintios 1:4-9 “Doy gracias a mi Dios siempre por vosotros, por la gracia de Dios que os fue dada en Cristo Jesús, para que en todas las cosas fuisteis enriquecidos en él , en toda palabra y en todo conocimiento , así como el testimonio acerca de Cristo ha sido confirmado en vosotros, de manera que nada os falta en ningún don, esperando la manifestación de nuestro Señor Jesucristo, el cual también os confirmará hasta el fin , irreprensibles en el día de nuestro Señor Jesucristo. Fiel es Dios, por el cual fuisteis llamados a la comunión con su Hijo Jesucristo nuestro Señor. ” Aquí, una vez más , el concepto de Pablo de los dones sobrenaturales de la iglesia hasta que la revelación del Señor Jesucristo en la segunda venida es obvia. Esto, como se señaló anteriormente, es la característica constante de la era de la iglesia se establece en la profecía de Joel .

6 .Marcos 16:14-20 “Y después se apareció a los once mismos cuando estaban sentados a la mesa ; y les reprochó su incredulidad y dureza de corazón, porque no habían creído a los que lo habían visto después que Él había resucitado. Y Él les dijo: “Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura. El que crea y sea bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado. Y estas señales seguirán a los que creen: En mi nombre echarán fuera demonios, hablarán nuevas lenguas; tomarán en las manos serpientes, y si beben un veneno mortal, no les hará daño; pondrán las manos sobre los enfermos y sanarán . “De manera que , cuando el Señor Jesús les habló, fue recibido arriba en el cielo, y se sentó a la diestra de Dios. Y ellos, saliendo, predicaron en todas partes, colaborando el Señor con ellos y confirmando la palabra con las señales que la seguían”. Aquí el Señor Jesucristo se establecen las características de la era de la iglesia . “Las señales sobrenaturales acompañarán, no sólo a los apóstoles, pero la iglesia del Nuevo Testamento en su conjunto – “los que han creído” ( v.17 )- la misma gente a que se refiere en el versículo anterior como “aquellos que han creído y han sido bautizados” . ( v. 16 ) ¿Cuánto tiempo iba a durar esta situación? El pasaje paralelo de Mt 28:18-20 deja claro : “Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. Por tanto, id, y haced discípulos de todas las naciones , bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo, y enseñándoles a guardar todo lo que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días hasta el fin del mundo. ‘ ” De esto es evidente que la gran comisión (y las promesas relacionadas con ella ), aunque hechas originalmente a los apóstoles, está destinada a extenderse a ” todas las naciones ” y continuar “hasta el fin de la era”, no sólo durante el ministerio y la vida útil limitada de los doce. (Cuando Jesús dice: ” Yo estaré con vosotros todos los días hasta el fin del mundo, ” Él no se estaba refiriendo a los apóstoles, que murieron al menos 2.000 años antes del ” fin del mundo “. ) Por lo tanto, vemos el mismo patrón en la enseñanza del Señor como en la de los Apóstoles Pedro y Pablo en los pasajes ya citados .

7 .1 Corintios 12-14 y otros pasajes demasiado numerosos para mencionarlos. Es un principio de general y de gran importancia que el Nuevo Testamento fue dado a la Iglesia como regla de fe y conducta. No fue dado como un libro de historia para satisfacer nuestra curiosidad o para saber como se manejaba las iglesia. ( 1 Cor 12-14), o las exhortaciones que los cristianos tenían que obedecer ( 1 Tes 5:19-22 , 1 Cor 14 : 1 , 12-13, 39 , etc ), o que oposición demoníacas los creyentes tenían que confrontar (Hechos 16:16-17 ; 08:07 ; 19:19 , etc), o lo que los poderes cristianos solían para enfrentar la oposición ( Lc 10:17-20 ; Mt 10:19-20, Hechos 16:18; Marcos 11:22-24 ; Marcos 16:17-18 ). A lo largo de los pasajes como 1 Corintios 12-14 , en los que se establece la iglesia bajo la analogía de “un solo cuerpo con muchos miembros, nunca hay el menor indicio de que algunos dones “continuarán “, y otros no lo harán, o que algunos son ” sobrenaturales “y otros no lo son , o que algunos son ” extraordinarios ” y otros son sólo ” ordinarios “. Nunca hay el menor indicio en estos pasajes que los dones del Espíritu finalizarían con los apóstoles. Tampoco se enseña o se da a entender que los hombres necesitan apóstoles para poner las manos sobre ellos con el fin de recibir esos dones. De hecho, Pablo recuerda específicamente a los Gálatas que Dios “les proporcionará el Espíritu y hará milagros entre ellos, “no por la imposición de sus manos, sino por su “oír con fe. ” ( Gal 3:2, 5 ) lo mismo es evidente en Hechos 11:15-17 , donde Dios derrama su Espíritu independientemente de Pedro, y Pedro se da cuenta de que él no tiene derecho a “estar en el camino de Dios. “Asimismo, en 1 Corintios 14: 01, 13 Pablo instruye la iglesia a “desear ardientemente” y “orar” por los dones espirituales como las bendiciones que podrían recibir directamente de Dios, aparte de su propia presencia o participación .

II . A pesar de que toda la era de la iglesia se caracteriza por los dones sobrenaturales del Espíritu, el derramamiento y la distribución de estos regalos está en manos del Espíritu soberano.No “siempre”, “todo el tiempo “, “en todas partes . ” Es evidente, tanto del Antiguo como del Nuevo Testamento que los milagros no ocurren de manera uniforme en toda la historia del pueblo de Dios. Hay temporadas de actividad especial por parte del Espíritu Santo.

Fue especialmente apropiado que los acontecimientos que rodearon la promulgación de la ley (incluyendo la salida de Egipto y la revelación en el monte. Sinaí) ir acompañados de “señales y prodigios ” y con el ” brazo extendido” de Dios. ( Dt 04:32 ; Heb 12:18-21 ) Del mismo modo, era especialmente apropiado que la entrada en el mundo del unigénito Hijo de Dios estar acompañada por manifestaciones inusuales de poder divino”, con señales y prodigios y diversos milagros y por los dones del Espíritu Santo según su propia voluntad. ” (Hebreos 2:04 ) Como los representantes directos de Cristo, los Apóstoles, en diversos grados, recibieron esas manifestaciones especiales. Se nos dice en Hechos 19:11-12 , por ejemplo, que “Dios milagros extraordinarios por mano de Pablo, de modo que los paños o delantales aun se llevaban de su cuerpo a los enfermos, y las enfermedades los dejaban y el mal espíritus salían. “de igual manera, Pablo habla en 2 Corintios 12:12 de “los signos de un verdadero apóstol,” que había realizado entre los Corintios” con toda perseverancia , por señales, prodigios y milagros.” Al mismo tiempo, tenemos que tener cuidado de no tomar este argumento a un extremo no bíblico, como han hecho algunos. No todas estas temporadas de visitación especial están relacionados con la entrega de un nueva revelación. Esto ha ocurrido en otras ocasiones, de acuerdo con la buena voluntad de Dios, como en los días de Elías y Eliseo. Aunque los milagros bíblicos fueron especialmente profusos en el momento de los grandes acontecimientos de revelación en las Escrituras , eran no por ello carente en otros momentos. Como Jeremías 32:17-21 deja claro , Dios no sólo mostró “señales y portentos en la tierra de Egipto” , sino ” hasta este día, y en Israel y entre los hombres” (v. 20 )  los milagros. La idea de que los milagros fueron dados principalmente para acreditar ciertos hombres (como los apóstoles) no se alínea con la evidencia de la Escritura. Como se señaló anteriormente, los diversos dones son dados “a fin de perfeccionar a los santos para la obra del ministerio, para la edificación del cuerpo de Cristo. “En lugar de ver los poderes milagrosos como limitada a unos pocos líderes (como ellos mismos), hombres como Moisés y Pablo desearon ver el Espíritu de la profecía se extendió tan ampliamente como sea posible entre el pueblo de Dios : ” ¿Tienes tú celos por mí? Ojalá todo el pueblo del Señor fuera profeta, y que Jehová pusiera su espíritu sobre ellos! ” ( Num 11:26-29 ) “Yo quisiera que todos hablaran en lenguas, pero aún más, que profetizaran.Porque el que profetiza es superior al que habla en lenguas, a menos de que las interprete para que la iglesia reciba edificación.” ( 1 Cor 14:05 ).

Tal profecía en el Antiguo Testamento no era una amenaza a la revelación autoritativa dada una vez y para siempre por Dios a través de Moisés. Tampoco lo fue la profecía en Corinto una amenaza a las enseñanzas y autoridad bíblica de los Apóstoles. Estas declaraciones nunca fueron, incluso en la iglesia primitiva, recibidas como a la par de las Escrituras, sino que debían ser ” juzgados ” ( 1 Corintios 14:29) y “cuidadosamente examinadas.” ( 1 Tesalonicenses 5:21 ) Todo lo que hicieran que no se alineara con la enseñanza apostólica debía ser rechazado. ( 1 Cor 14:37-38 ; 1 Tim 6:3-5 ) Lo mismo ocurrió con “señales y prodigios” en los días de Moisés. ( Dt. 13:1-5 ) Por lo tanto, el argumento de que los dones del Espíritu han cesado debido a que el canon de la Escritura está completo (o que una manifestación continua de los dones pondría en peligro la autoridad de la Escritura ) no es válida.

El hecho de que en la Biblia la actividad especial del Espíritu se produce en ciertas épocas, junto con la enseñanza explícita de 1 Corintios 12-14 que los dones del Espíritu son otorgados soberanamente, de acuerdo a la voluntad de Dios,” ( 12:11, 18 ) debe impedirnos el error de pensar que podemos esperar las manifestaciones del Espíritu en todo momento a lo largo de la historia de la iglesia. La habilidad de hacer milagros no era una posesión automática de los apóstoles o la Iglesia primitiva. (Mt 17:19-20 ) Incluso en los tiempos del Nuevo Testamento, los cristianos eran dependientes de lo que Dios tuvo a bien concederles cuando “extendió su mano para sanar”, Y que “señales y maravillas tuvieron lugar en el nombre de su santo siervo Jesús.” (Hechos 4:29-31 ) Ni en la iglesia primitiva ni en la de hoy los hombres pueden dictarle a Dios cuando y donde él hará sus milagros, o qué instrumentos Él usará para hacerlos.

Anuncios

3 Comentarios Agrega el tuyo

  1. No sabía que Leiter tenía esta postura. El estudio es excelente. Gracias por compartir este tipo de articulos.

  2. Rolando da Silva dice:

    Me identifico con esta postura en relación a los dones espirituales. Es una delgada linea a transitar entre carismáticos y cesacionístas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s